Cómo decorar porches rústicos

Decorar un porche con estilo rústico es una de las mejores formas de darle un punto cálido y acogedor a tu casa. Por eso hoy te enseñamos cómo hacerlo de forma sencilla con estos consejos.

Antes de empezar, hay que valorar la definición de rústico para tener claro cuáles son las posibilidades. Rústico refiere a un estilo campestre o relacionado con el campo. Con esto en mente, ya sabes lo que tienes que hacer ¡Vamos allá!

Cómo decorar un porche con estilo rústico

Cualquier elemento que te recuerde a la madera y al verde será rústico, siempre que mantenga un punto vetusto y curtido con el tiempo, es decir, desgastado. Un buen ejemplo de ello es la madera vieja. Otros materiales que potencian esa sensación decorativa rural son el barro cocido o lacado, los metales con efecto óxido y la piedra.

A la hora de poner los muebles, prueba a darle una segunda vida a aquellos que lleven tiempo en casa y sean oscuros, preferiblemente de madera maciza y en el que sean visibles las vetas. Entre los muebles que mejor quedan en un porche rústico, destacan las banquetas, las mesas con aspecto sólido o los baúles. En caso de que no tengas mucho espacio, para decorar un porche pequeño es mejor probar con muebles plegables o de hierro forjado, visualmente cargan menso el ambiente.

Decorar un porche rústico con plantas

Como es natural, lo rústico siempre se relaciona con una vida más silvestre y pintoresca. La mejor forma de conseguir una buena atmósfera rural es a través de las plantas. Pero no cualquier planta es válida. Por ejemplo, las mejores opciones pasan por decorar el porche con plantas colgantes en las paredes, sus hojas caerán con gracia por los muros, dando frondosidad al espacio. También puedes probar con pequeños árboles frutales como un naranjo, cuando florezca todo olerá de maravilla.

El toque final para decorar un porche rústico

Intenta no abusar de elementos modernos como lámparas metálicas, es mejor utilizar farolillos, candeleros o antorchas. Si la estructura de tu casa lo permite, una chimenea exterior o una barbacoa harán el resto. Si no es posible, puedes optar a poner una estufa antigua.

Las paredes de ladrillo también suman puntos así como las leñeras y los elementos para avivar el fuego: servirán para decorar tu porche a la vez que son elementos útiles en cualquier hogar rural.

Finalmente, para darle un toque de confort, puedes instalar un cerramiento con cortinas de cristal. De este modo conseguirás una estancia que podrás usar todo el año, que estará protegida de las adversidades del clima y el polvo y que, al no obstruir la vista, no te hará perder ese punto rústico tan agradable en tu porche.

También podría gustarte:

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *